¡EL SER HUMANO ELIGE SU FORMA DE VIVIR!

 

EL MUNDO

ESTADO MENTAL

ATRACCIÓN

INFIDELIDAD

LA MÙSICA

LA RAZA HUMANA

DOLOR Y MALDAD

SANCOCHO MENTAL

Falso y Mentiroso

ESTRELLAS/PLANETA

Angustia Mental

Coquetas y Coquetos

Humillación

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SANCOCHO MENTAL

 

“A veces, sentimos no encontrar solución a las dificultades que nos golpean día a día, sin darnos cuenta, en el plano o en el hábito que nos mantenemos, lo cual, impide una evolución, un cambio hacia algo mejor en nuestra existencia, pero no sabemos cambiar, no sabemos qué hacer, tenemos un sancocho mental, una laguna que nos impide razonar.

  A veces decimos:

 *                Yo quiero cambiar. Pero somos egoístas.

 

*                Yo quiero mejorar, pero somos mal criticones de los demás.

 

*                Yo quiero ser buena persona, pero cuando tenemos la oportunidad, destruimos al débil sin razón del por qué.

 

*                Yo quiero ser feliz, pero en nuestra conciencia no lo deseamos para el prójimo, si tenemos la oportunidad le damos un pisotón.

 

*                Yo doy limosna, debería acontecerme lo mejor, pero al esperar algo por lo que se da, no posee amor.

 

*                A veces decimos:

 

*                Mi juicio es un poco más claro que el del otro, lo ayudaré. Sin embargo, nos quedamos en lo dicho y no hacemos nada.

 

*                A veces, nos dan vuelto de más en la panadería, en la camioneta, en el comercio, pero no lo devolvemos, nos quedamos con algo ajeno.

 

*                A veces, en el transporte público, el vendedor ambulante nos entrega caramelos u objetos de venta y se olvida retomarlos, y nosotros nos quedamos callados justificándonos con la falsa excusa de "él no me lo pidió, me quedo con esto".

 

*                A veces, cuando vemos una persona, decimos, "me cae mal".

 

*                A veces, en vez de ayudar destruimos sin darnos cuenta de ello, y después que lo hacemos, no rectificamos.

 

*                Qué triste, ¿verdad?, tantos detalles como estos y muchos más que nos impiden mejorar, cambiar hacia un plano de mejor existencia, un plano de salud, amistad, de amor, etc.

 

A todo lo anterior, pregúntate el por qué de ello y, dale respuesta, aplicando el plano de la justicia, donde "Todo es bien para ti sin hacer daño a terceros".

 

 “¿De dónde vienen esas guerras, de dónde esos conflictos entre ustedes? ¿Quién hace la guerra sino los malos deseos que tienen dentro? Ustedes codician lo que no tienen y entonces matan. ¿Codician algo y no lo consiguen? Entonces discuten y pelean.

 

 En realidad, ustedes no tienen porque no piden, y si piden algo, no lo consiguen porque piden con mala intención de derrocharlo después en sus placeres.

 

 Adúlteros! ¿No saben que la amistad con este mundo significa la enemistad con Dios? Pues quien pretende ser amigo del mundo, se hace enemigo de Dios”.

 

 

Santiago 4: 1-4                                                      

 Nota: Aquí la palabra "mundo" no significa la tierra en sí, sino los malos hábitos del ser humano”.

 

 

Firme el Libro de Visita